Soy un joven que por unos problemas de salud, concretamente que afectan a mis vías urinarias, he estado con un catéter doble J durante un periodo largo de tiempo y ante la incertidumbre de lo que ocurriría y ocurrirá y la poca información de otra gente en la red, voy a contar mi experiencia y recopilar información por si le sirve a otras personas...

Feliz Navidad y salud para todos!!!

jueves, 24 de diciembre de 2015


Solo desearos a todos que paséis una FELIZ NAVIDAD junto a vuestros seres queridos y que Papa Noel os traiga MUCHA SALUD!!!

Mi experiencia en Medical Exercise



Desde hace algo de tiempo vengo sufriendo unos dolores de cabeza bastante importantes con unas características un poco fuera de lo normal, ya que aumentan con determinadas maniobras de Valsalva además de que me afectan al cuello, todo esto los convierte en muchos momentos en limitantes, todavía más, cuando mi trabajo requiere del uso del intelecto.
Después de haber recorrido diferentes neurólogos, neurocirujanos, traumatólogos, rehabilitadores y fisioterapeutas y haberme hecho infinidad de pruebas, incluso algunas muy invasivas como una punción lumbar, aparte de las habituales resonancias magnéticas, TACs, etc. realmente no ha habido un diagnóstico claro y lo que es peor, no ha habido una solución para mi problema…
Resumiendo mucho, está claro que tengo un quiste retrocerebeloso de cierto tamaño (aproximadamente 9 cm.), dos hernias discales y dos protrusiones en el cuello. Parece ser, que el quiste es un hallazgo casual, pese a que algún que otro neurocirujano quería meterle mano y operarme, con el riego que eso conlleva, ya que no produce descenso de las amígdalas (conocido como efecto Arnold-Chiari). Esto ha llevado a que los tratamientos sean conservadores, con medicación y rehabilitación… He probado infinidad de “drogas” para cefaleas, trastornos epilépticos, problemas neurológicos, simplemente para dolores, relajantes musculares, diuréticos,… mejor paro porque si no nunca acabaría, y realmente ninguna me ha acabado de funcionar. También he probado rehabilitación y todo lo relacionado con los infrarrojos, las descargas eléctricas del TENS, etc. no me han servido de nada y aquí voy más allá… dudo que a alguien le sirvan de algo. Con lo que más había mejorado era con la fisioterapia convencional, hablando en lenguaje coloquial, con los masajes a mi cuello, eso sí, de manera suave y conservadora. El problema es que tenía una mejora las horas o días posteriores al masaje y después volvía todo a su origen.
Lo que arriba he resumido en unas pocas líneas es un “calvario” de varios años y un túnel del que no he salido todavía. Yo siempre he tratado y sigo tratando de hacer vida normal y no transmitir a nadie lo fastidiado que estoy, entre otras cosas, para no hacer sufrir a mi entorno y para que encima no me afectara a mí psicológicamente cuando me decían “eso no es nada”, “tranquilo que de eso no te vas a morir” y frases similares. Como dijo Tácito hace muchos años “Cuando gozamos de salud, fácilmente damos buenos consejos a los enfermos”.
Sé que este blog lo he empleado para hablar de problemas renales y esa es su finalidad principal, pero me apetecía contar esto y esta era la plataforma más idónea...

Hace unos meses, una conocida a través de mi cuenta de twitter me recomendó que contactara con una clínica de Valencia que eran especialistas en dolencias de la columna vertebral y las articulaciones y que utilizaban un sistema de máquinas que en países como Alemania y Estados Unidos está relativamente implantado y que en España ellos son prácticamente los únicos que lo están utilizando. La clínica se llama Medical Exercise, está dirigida por el Dr. Rudolf Binder y se basa en la tecnología MedX.
He de reconocer que al principio dudé un poco de lo que me contaron porque me reconocieron que no están dentro de lo que se suele decir “medicina basada en la evidencia”, pero más que esto, lo que ocurre es que el Sistema Nacional de Salud no lo incluye dentro  de sus tratamientos, cosa que sí ocurre en otros países. Incluso aquí algunas mutuas de salud en el trabajo lo incluyen como parte de sus tratamientos de rehabilitación para determinadas patologías del cuello y la espalda. Para los escépticos como yo de los vendemotos de las “magias alternativas” como la homeopatía, nada que ver, ya que en esta clínica son profesionales sanitarios todos: médicos, fisioterapeutas, enfermeros, especialistas de salud en el deporte, etc., además que todo tiene una base científica importante que combina la medicina y la mecánica, ya que el comportamiento de nuestros músculos en muchos aspectos, como sabéis, es pura física.
El tratamiento es la unión de tres ramas que son: medical (tratamientos médicos convencionales), exercise (gimnasio con maquinaria de última generación para estas patologías y con supervisión profesional) y fisioterapia, las tres unidas por lo que llaman Potenciación Muscular Selectiva (PMS) como base de los tratamientos. Es obvio decir que el estudio para cada paciente es totalmente personalizado y así es como lo hicieron conmigo.
Por no extenderme mucho, diré que he mejorado algo. Es cierto que no estoy bien del todo, pero tengo claro que soy un caso, llamémoslo raro, y un tanto especial. Después de ver lo minucioso de los tratamientos y la profesionalidad del equipo humano que compone Medical Exercise creo que para muchas patologías de espalada, cuello y articulaciones puede ser la solución ideal.
Aparte del valor profesional del equipo de Medical Exercise he de destacar su valor humano y el excelente trato que dan a todas las personas que pasan por sus instalaciones. Para un enfermo la proximidad y el cariño son elementos básicos que no tengo la menor duda que ayudan en su recuperación.
La gente se preguntará si todo es de color de rosa y que mi post solo son halagos hacia la mentada clínica, pues sí he de mencionar una parte que si no la puedo llamar negativa, sí que no va en su favor y es que los tratamientos tienen un coste elevado, pero como se suele decir… la salud no tiene precio...

El colmo de la homeopatía renal: medicamentos distintos para piedras del riñón izquierdo y del derecho

martes, 22 de diciembre de 2015



De sobra es sabido que un servidor no cree mucho en la medicina llamada “alternativa” y mucho menos en esa que consiste en “agua con azúcar diluido” comúnmente llamada homeopatía.
El iluminado de Samuel Hahnemann se quedó más ancho que largo cuando soltó a los cuatro vientos sus sandeces y mentiras, pero lo grave no es que hubiera un farsante, lo verdaderamente grave es que está lleno de secuaces de esta secta de la pseudociencia.

Cuatro cosas hacen más grave esto (entre otras muchas):
- Muchos de los defensores de estas gominolas se supone que son titulados universitarios con preparación profesional relacionada con el mundo de la salud (médicos, enfermeros, farmacéuticos, ingenieros, etc.).
- Colegios profesionales/universidades/editoriales/laboratorios/… imparten cursos, masters, jornadas de formación en estos caramelos y fomentan su uso (en muchos casos bajo “subvención”).
- Los que los venden se aprovechan de la necesidad y desesperación de los que los compran (muchos con enfermedades graves).
- El precio que se pide por estos productos es auténticamente de atraco a mano armada.

Como sabéis el blog trata fundamentalmente de patologías renales y ya en su momento hablé de las bondades de la homeopatía para las enfermedades renales en un post. Pero hace un par de días me enviaron por correo electrónico dos imágenes relativas a una “medicina” homeopática para los cálculos renales (las fastidiosas piedras) que muchos de mis lectores han padecido.
Hasta ahí puede parecer algo normal, pero cuando me fijé en la imagen y vi que eran dos productos homeopáticos “diferentes” según las piedras fueran del riñón derecho o del riñón izquierdo... aluciné!!!



Fácilmente encontrables en Internet, a precios de oro en diferentes páginas y encima no es el único producto de estas características… hay varios similares... (todos agua con azúcar, por cierto).




Resulta que ahora esas pastillitas deben tener un chip interno que les hace ir al riñon izquierdo o derecho y atacar la piedra… Vamos no me fastidies!!! (por no usar un vocabulario más soez). Creo que se cae por su propio peso.

No quiero extenderme mucho… Simplemente repetiré algo que está muy claro… LA HOMEOPATÍA NO FUNCIONA

PD.: Ahora empiezan los comentarios atacando y los unfollow en twitter... Y con la cabeza alta jeje

En las jornadas sobre salud, ya era hora que el paciente fuera protagonista

jueves, 17 de diciembre de 2015

Recientemente se han realizado las 3as Jornadas de Innovación y Desarrollo  cuyo título era "Tecnología, Evidencia y Humanismo: Cuidados de vanguardia" organizadas por el Servicio Cántabro de Salud y Enfermería Valdecilla; y también las 9as Jornadas de Salud Pública cuyo título era “Redes, un nuevo reto para la acción en salud pública” organizadas por la Secretaría General de Salud Pública y Consumo y la Escuela Andaluza de Salud Pública.
Entre las diferentes charlas, ponencias y mesas redondas, me gustaría destacar dos (no digo que el resto no tuviera interés, al contrario), que se han centrado en el paciente. Sabéis de sobra que este blog está centrado en esos que yo defino como "la parte más importante y a la vez más débil del sistema sanitario":

- La primera es de Diego Villalón y podeis acceder a su exposición completa AQUÍ (él habla a partir del minuto 13:00 aproximadamente).



- La otra es de Pedro Soriano y en ella habla de su fantástica iniciativa #FFPaciente ya comentada con anterioridad por aquí incluso habiendo participado en ella. Os dejo la intervención completa AQUÍ.



En la exposición de Pedro se proyectó el vídeo  de #FFPaciente somos todos que os posteo también



Fuimos diferentes pacientes los que nos pidio una pequeña colaboración con un minivídeo, uno de ellos un servidor. Os adjunto el vídeo del que se extrajo mi intervención...



Gracias a todos los que se preocupan por los pacientes!!!



Mi vida con un catéter doble Jota finalista en los premios educa.net

lunes, 19 de octubre de 2015


Actualización 23/11/2015: 2ª fase concurso
He pasado a la fase final de los premios Educa a los mejores blogs de salud. Para votarme y que pueda quedar entre los tres primeros (después ya decide un jurado) hay que acceder a la web y votar desde allí pulsando el botón correspondiente (el puñito con el pulgar verde).
Para acceder, pulsar AQUÍ.

Ojo leer a blog votáis, que cambia el orden ;))
Muchísimas gracias a todos!!!




Anteriormente
Me han comentado que han nominado mi blog a los premios Educa a los mejores Blogs Temáticos. La nominación me ha llegado desde el jurado de educa.net y quiero agradecer personalmente a Azucena Santillán, que está en el jurado, haber pensado en que mi blog merecería estar nominado en el apartado de Blogs de Salud.

 


Soy paciente activo y no pretendo informar (que también)... pretendo ayudar #carnavalsalud

jueves, 8 de octubre de 2015

No voy a enrollarme mencionando conceptos de paciente empoderado, experto y otras terminologías que ya están muy manidas. Simplemente recordaré una charla que tuve con el bueno de Pedro Soriano para su web en la que soy partidario del término paciente activo. Repitiéndome de nuevo, dije que activo es aquel que se informa sobre su patología, se responsabiliza de su autocuidado y colabora con los profesionales en optimizar su tratamiento (siempre desde su percepción y conocimiento, no siendo profesional sanitario). Creo que atendiendo a esto, y por el simple hecho de preocuparme de mi patología y de plasmar mis sensaciones para que otras personas conozcan el tema a través de mi blog, sí me considero un paciente activo.

Hoy quiero dar mi opinión sobre el paciente como creador de información y conocimiento. Todo aquel que transmite algo, tanto en el cara a cara, el hoy llamado 1.0; o en Internet y las redes sociales, el nombrado 2.0, nos aporta cosas y por supuesto conocimiento. Muy repetida es la frase de “la información es poder”. El problema es si la información que se transmite es veraz y extrapolable a toda la población.

En mi humilde opinión, hay dos aspectos que influyen en que mucha gente, más de la que creemos, piensen que la información que aportan/aportamos los pacientes, sobre todo vía internet, no es…, llamémosle lo buena que debería ser:

1)      La imagen que se tiene en general de la información vía nuevos soportes tecnológicos no es muy buena en general. Por su propia naturaleza de viral, que hace que si se dispara el gatillo a partir de una información, aunque esta no sea real, se difunda como la pólvora  por su naturaleza multiparcipativa y como se suele decir… hay tantas opiniones como personas. Un claro ejemplo de página megaconocida, megavisita y que deja bastante que desear es Wikipedia. Sobre la dudosa información biosanitaria de la Wiki ya escribió Miguel Ángel Mañez dos excelentes posts hace tiempo (aquí uno y aquí dos). Pero no es solo el caso de su dudosa información en temas médicos, lo mismo ocurre con otros temas: ingeniería, ciencia, historia,… no voy a analizar el motivo de la dudosa info de la Wiki en algunas (muchas) ocasiones, pero vale el ejemplo perfectamente para ver, que la que en el último ranking de Alexa aparece como la séptima página más visitada del mundo, con millones y millones de consultas, deja bastante que desear. Si Wikipedia es poco fiable como no lo va a ser la información que transmite “Pepito Pérez” sobre una enfermedad, sin ir más lejos… ¿cómo puedes tú fiarte de la información que un tal Jose cuenta de los problemas renales en su blog?… uf!

2)      La información que aporta alguien que no es profesional de un tema se la asocia normalmente como poco fiable. El que no es ingeniero no debería hablar de estructuras, el que no es abogado no debería divagar de leyes, etc. y por supuesto el que no es médico no debería hablar de medicina… Esto es una premisa que mucha gente piensa, aunque a veces son “políticamente correctos” y no lo dicen a espuertas. Creo que en el sector sanitario como en todos los sitios hay gente para todo, pero a veces uno se plantea si es un problema de egos. Casi nadie de nosotros somos futbolistas y mira que nos encanta opinar de la pelotita y los que le dan patadas…

Difícil defender una información vía Internet (1) y difundida por un paciente (2) pese a que algunos prestigiosos organismos como Health On the Net Foundation digan que la información es fiable. Al final eso es “titulitis” y no sirve de nada. Os digo la verdad, me da igual el que un tercero piense que la información que trasmito sea o no fiable, y no digo que no pretenda que lo sea, lo verdaderamente importante es que yo no hablo de una enfermedad, hablo de MI enfermedad, con lo que esa información no es que sea fiable es que es 1000% veraz. Tengo claro que cuando cree el blog no pretendía informar, pretendía ayudar, comprender, acompañar,… que la gente viera el punto de vista de un paciente y como vivía SU enfermedad. No sé si he logrado mi objetivo pero le he intentado y lo seguiré intentando porque como dijo Charles Dickens “Nadie es inútil en este mundo mientras pueda aliviar un poco la carga de sus semejantes”.

eSalud: asignaturas pendientes para el desarrollo y la implantación en España (opiniones)

jueves, 1 de octubre de 2015

Desde Philips: comparte innovación han preguntado a diferentes personas sobre la eSalud y su desarrollo en el mundo y cuáles son las asignaturas pendientes para el desarrollo y la implantación de la eSalud en España. A un servidor también le han preguntado... os dejo los dos enlaces... mis breves comentarios aparecen en el segundo:
 
 
 
 
 
Gracias a Philips por permitirme aportar mi granito de arena.