Soy un joven que por unos problemas de salud, concretamente que afectan a mis vías urinarias, he estado con un catéter doble J durante un periodo largo de tiempo y ante la incertidumbre de lo que ocurriría y ocurrirá y la poca información de otra gente en la red, voy a contar mi experiencia y recopilar información por si le sirve a otras personas...

Esquema de tratamiento de la litiasis

sábado, 23 de octubre de 2010

Según manuales de medicina, serían estos tratamientos según el tamaño y ubicación del calculo. De todas maneras hay que decir que la medicina no es una ciencia exacta y son los facultativoas los que deben decidir la técnica y tratamiento adecuado según cada caso, lo inferior sólo es una tabla orientativa


Litiasis renales menores a 2 cm.

Litotricia extracorpórea

Litotricia percutánea


Litiasis mayores a 2 cm.

Litotricia percutánea

Litotricia extracorpórea con o sin catéter doble "J"

Litotricia percutánea + litotricia extracorporea


Litiasis coraliformes y pseudocoraliformes

Litotricia percutánea

Litotricia percutánea + litotricia extracorpórea

Litotrica extracorpórea + litotricia percutánea

Cirugía convencional


Litásis de uréter superior

Litotricia extracorpórea in situ

Litotricia extracorpórea con catéter ureteral

Litotricia extracorpórea previo ascenso

Ureterolitotricia

Ureterolitotricia anterógrada


Litiasis de uréter medio

Litotricia extracorpórea in situ

Ureterolitotricia

Catéter doble "J" y litotricia extracorpórea

Ascenso y litotricia extracorpórea

Cirugía convencional


Litiasis de uréter inferior

Ureterolitotricia

Litotricia extracorpórea in situ

Catéter doble "J" y litotricia extracorpórea


Litiásis vesicales (¿corrección de la obstrucción?)

Litotricia pneumática

Litotricia electrohidráulica

Litotricia mecánica

Aguas a beber según el tipo de cálculo

lunes, 11 de octubre de 2010

En un estudio de la OCU se obtienen los siguientes resultados:
Para los cálculos de ácido úrico son mejores las aguas ricas en bicarbonato.
Evian
Font Vella
Sierra Cazorla
Firgas (con gas)
Perrier (con gas)

Para los cálculos oxálicos son adecuadas las cálcicas o bicarbonatadas.
Aquabona
Evian
Font Vella
Sierra Cazorla
Fuente Primavera
Fontecabras
Fuente Primavera (con gas)
Perrier (con gas)

Para los cálculos de fosfato amónico, hay optar por las de mineralización muy débil y evitar las bicarbonatadas.
Bezoya
Bronchales

Aguas según su composición

Abrimos una serie de post para analizar los diferentes tipos de agua mineral. En este primero simplemente damos unas pinceladas generales del agua según su composición (no todas las revistas consultadas ponen los mismos valores):


AGUAS HIPOSÓDICAS DIURÉTICAS
Aguas con bajo contenido en sodio –menos de 20 mg/l–. Las dietas de bajo contenido sódico benefician a quienes tienen hipertensión arterial, problemas cardiacos, litiasis, afecciones renales o alteraciones asociadas a retención de líquidos.

AGUAS DE DÉBIL MINERALIZACIÓN
Son aquellas que tienen aportes de calcio inferiores a 150 mg/l y aportes de magnesio de menos de 50 mg/l. Por encima de esos valores, las aguas cálcicas y magnésicas representan una mayor sobrecarga renal. Las aguas de débil mineralización están recomendadas para la elaboración de los preparados alimenticios. infantiles y para personas con problemas de riñón.

AGUAS DE MINERALIZACIÓN FUERTE
Es aquella con residuo seco superior a 1500 mg/l.

AGUAS BICARBONATADAS
Su aporte de bicarbonatos supera los 600 mg/l. Tienen efecto neutralizante de la secreción gástrica y estimulan la digestión.

AGUAS SULFATADAS
Con más de 200 mg/l de sulfatos.

AGUAS CLORUDADAS
Con más de 200 mg/l de cloruro.

AGUAS CÁLCICAS
Con más de 150 mg/l de calcio.

AGUAS MAGNESICAS
Con más de 50 mg/l de magnesio.

AGUAS FLUORADAS
Con más de 1 mg/l de fluoruros.

AGUAS FERRUGINOSAS
Con más de 1 mg/l de hierro.

AGUAS SODICAS
Con más de 200 mg/l de sodio Indicadas para dietas pobres en sodio: no más de 20 mg/l de sodio.

=========================================  
Con más detalles de composición y según otros criterios se distinguen varios tipos de agua mineral natural:
  • de mineralización muy débil: residuo seco de hasta 50 mg/l
  • de mineralización débil: residuo seco de hasta 500 mg/l
  • de mineralización fuerte: residuo seco superior a 1500 mg/l
  • bicarbonatadas: más de 600 mg/l de bicarbonato
  • sulfatadas: más de 200 mg/l de sulfatos
  • cloruradas: más de 200 mg/l de cloruro
  • cálcicas: más de 150 mg/l de calcio
  • magnésicas: más de 50 mg/l de magnesio
  • fluoradas, o que contienen fluoruros: más de 1 mg/l de fluoruros
  • ferruginosas, o que contienen hierro: más de 1 mg/l de hierro
  • bivalente aciduladas: más de 250 mg/l de CO2 libre
  • sódicas: más de 200 mg/l de sodio Indicadas para dietas pobres en sodio: no más de 20 mg/l de sodio.
=======================================
Otra tabla de composición en minerales por litro según Eroski Consumer:

Bicarbonatadas o alcalinas Más de 600 mg de bicarbonatos Estimula la digestión y neutraliza la acidez de estómago

Cálcicas Más de 150 mg de calcio El calcio es el mineral más abundante del cuerpo humano. El del agua se aprovecha muy bien por parte del organismo y contribuye a la mineralización de huesos y dientes.

Magnésicas Más de 50 mg de magnesio Contribuyen a la mineralización de huesos y dientes, y pueden resultar ligeramente laxantes

Hiposódicas o sódicas Hiposódicas: menos de 20 mg de sodio Hiposódicas: benefician a quienes sufren alteraciones renales, hipertensión o retención de líquidos y a los bebés y personas mayores. Depuran y eliminan el exceso de líquidos.

Sódicas: más de 200 mg de sodio Sódicas: no aconsejadas para niños, personas mayores, personas con problemas de riñón, de corazón o de retención de líquidos.

Fluoradas Más de 1 mg de fluoruros Previenen la caries dental, pero están desaconsejadas en los más pequeños porque un consumo excesivo de este mineral mientras los dientes se están desarrollando puede causar fluorosis dental, que produce baja mineralización del esmalte y cambios en la apariencia de los dientes (estrías o manchas marrones en su superficie)

Ferruginosas Más de 1 mg de hierro Contribuyen al aporte de hierro y, junto con una dieta adecuada, ayudan a prevenir la anemia

Carbónicas o con gas Más de 250 mg de anhídrido carbónico (CO2) o gas libre El contenido de gas puede ser natural o añadido. Estimulan el apetito, neutralizan la acidez y facilitan la digestión.

Aguas de mineralización débil (hasta 500 mg/l) o muy débil (hasta 50 mg/l) Estimulan la diuresis, es decir, la producción de orina. Son las aguas más indicadas para la preparación de alimentos infantiles y para las dietas de control de sodio; hipertensión, problemas de corazón, cálculos e insuficiencia renales o retención de líquidos

Té para disolver piedras del riñón

Ojo con esta información, que está sacada de Internet. Como bien sabéis, hay que consultar a los médicos antes de tomar cualquier medicamente o remedio natural. Yo sólo posteo la información que me ha pasado:

INGREDIENTES
1 puñado de hojas secas de rompepiedras
1 puñado de hojas de malva seca
2 cucharadas de brezo seco
1/2 litro de agua

PREPARACIÓN
Hervir todos los ingredientes juntos, a fuego lento unos siete minutos.
Dejar reposar diez minutos.
Colar la infusión.

FORMA DE TOMAR LA INFUSIÓN
Tomar en ayunas, cada día, durante una semana.

¿Qué puedo hacer para prevenir problemas con mi tubo de nefrostomía?

Información obtenida de la Red:

Lave sus manos con agua y jabón, y use guantes médicos limpios antes de cambiar los vendajes alrededor del tubo de nefrostomía. No toque la parte del vendaje que se encuentra colocado sobre o alrededor del tubo.
Cambie los vendajes, barreras de piel y aparatos de conección tan frecuente como se lo indique su médico. Tire o limpie sus bolsas de recolección como se lo indica su médico.

Limpie los extremos conectores de las bolsas de recolección con alcohol o yodo antes de reconectarlo con el tubo. Esto puede ayudar a prevenir infección.
 
Mantenga el tubo conectado a su piel y conectado a la bolsa colectora. La bolsa conectora debe permanecer por debajo del nivel de los riñones (espalda baja). Usted puede usar pequeñas bolsas de recolección pegados a su pierna para poder moverse fácilmente.
 
Use una bolsa de recolección grande para la noche y cuando tome siestas durante el día. Esto ayuda a prevenir que la orina se salga del lugar donde el tubo entra a su piel.
 
Revise el catéter que se encuentre en su lugar después de cambiarse las ropas o hacer otras actividades. No use ropa apretada sobre el tubo. Coloque el tubo sobre su muslo en vez de debajo de él cuando se siente. Asegúrese de que no exista tensión (jaloneo) en el tubo de nefrostomía cuando se mueva.
 
Cambie de posición si usted ve poca o nada de orina en la bolsa recolectora. Revise si el tubo no está torcido o doblado. Asegúrese de que usted no esté sentado o acostado en el tubo.
 
Si su médico le ha enseñado, irrige el tubo. Haga esto si usted cree que el tubo se encuentra bloqueado. Pregunte a sus médicos si debe de irrigar el tubo y solamente hágalo si le han enseñado como.

¿Cómo limpio la piel alrededor del tubo de nefrostomía y cómo cambio los vendajes?

Como un visitante del blog pregunto sobre el tema, le he buscado información...

Ya que el tubo de nefrostomía sale de un agujero en su espalda, usted no podrá cuidarse a usted mismo. Pida ayuda para cuidar su tubo de nefrostomía. Pregunte a su médico como debe limpiar su piel, y que barreras de piel y aditamentos más debe de usar. Las siguientes son direcciones generales para el cuidado de su tubo de nefrostomía:

Consiga los siguientes objetos:

Cojinete desechable (de 1 sólo uso), y una tela limpia.
Jabón neutro (sin lociones o perfumes), agua tibia, y limpiador para las manos.
Vendajes de gasa estériles (nuevos).
Guantes médicos limpios.
Vendaje adhesivo transparente o cinta médica.
Barrera de piel. Corta una apertura en el centro de la barrera de piel lo suficientemente grande para hacer pasar el tubo. Haga un corte de la orilla de la barerra de piel hacia el apertura del centro para que pueda colocarlo alrededor del tubo de nefrostomía.
Aparato para conectar al tubo.
Cinta de protección de piel.
Peróxido de hidrógeno (si la ordena el médico).
Solución salina (si lo ordena el médico).
Medicamento para su piel (si lo ordena el médico).
Bolsa para la basura.


Retire el vendaje viejo, y busque el sitio de entrada del tubo:
Haga que el paciente se recueste del lado con el sitio de entrada del tubo de nefrostomía hacia arriba.
Coloque el cojinete donde pueda recibir el drenaje mientras usted trabaja con el tubo de nefrostomía.
Lave sus manos con jabón o limpiador de manos. Coloquese los guantes limpios.
Gentilmente retire los vendajes viejos y la barrera de piel. Haga esto mientras soporta (sostiene) la piel al lado del tubo con una mano. Con la otra mano, gentilmente retire la cinta adhesiva y la barrera de piel al jalar en la misma dirección que el crecimiento del vello. Tire el vendaje y la barrera de piel a la bolsa de basura.
Busque problemas como la inflamación y el enrojecimiento de la piel. Reporte a los médicos del paciente cualquier cambio en la piel.
Limpie el área:
Sostenga el tubo en su lugar y evite que se jale mientras usted limpia alrededor de él.
Moje un vendaje de gasa con jabón y agua, o peróxido de hidrógeno si su médico le ha dicho que lo haga. Comenzando en el sitio de entrada, limpie la piel en círculos, alejándose del sitio de entrada del tubo. Retire la sangre y cualquier otro material con la gasa. Haga esto tan frecuente como sea necesario. Use vendajes nuevos cada vez que usted limpie, alejándose del sitio de entrada del tubo.
Humedezca una nueva gasa con agua, o solución salina si su médico le dijo que lo hiciera. Comenzando en el sitio de entrada, limpie la piel en círculos, alejándose del sitio de entrada del tubo. Use un vendaje cada vez que limpie, alejándose del sitio de entrada.
Gentilmente acaricie la piel con una tela limpia para secarla. Ponga el medicamento en la piel si el médico le ha dicho que lo haga.
Aplique la barrera de piel y vendajes:
Coloque la barrera de piel alrededor del tubo de nefrostomía. Asegúrese de que la barrera de piel no toque las puntadas que sostienen al tubo en su lugar. Coloque la cinta protectora de piel sobre la barrera de piel si los médicos le han dicho que lo haga.
Enrolle el vendaje para hacerlo grueso y coloquela alrededor del sitio donde el tubo entra la piel del paciente. Colóquelo para soportar el tubo, y evitar que se mueva o doble si el paciente se acuesta sobre su espalda. Pegue los vendajes en su lugar, y aplique más vendajes si los médicos le dicen que lo haga.
Un aditamento puede ser colocado sobre los vendajes para ayudar a guardar el tubo de nefrostomía en lugar.
Traiga el tubo hacia el frente del cuerpo del paciente, y péguelo a su piel. No estire apretado el tubo, ya que puede jalar y sacar el tubo.

Molestias en la ingle

Últimamente me han aumentado los dolores en la ingle izquierda. Del resto ando bastante bien, con alguna molestia en el costado izquierdo, pero no muy fuerte.
El dolor es continuo en la ingle, pero aumenta bastante con el movimiento y al andar.