Soy un joven que por unos problemas de salud, concretamente que afectan a mis vías urinarias, he estado con un catéter doble J durante un periodo largo de tiempo y ante la incertidumbre de lo que ocurriría y ocurrirá y la poca información de otra gente en la red, voy a contar mi experiencia y recopilar información por si le sirve a otras personas...

Vídeo entrenamiento quirúrgico para ureteroscopia

martes, 21 de abril de 2009

Vídeo de una ureteroscopia

El vídeo está en dos partes. en la primera se ve desde fuera y en la segunda lo que el médico ve desde el ureteroscopio. Por cierto es para la eliminación de un cálculo en el uréter


Instrumentación para ureteroscopia

A continuación haremos una breve descripción del instrumental y otros accesorios de uso rutinario en la ureteroscopia:

1. Guías: Tienen un diseño básico con un núcleo sólido de alambre recubierto por una superficie externa tratada que disminuye la fricción; por ejemplo el teflón, el politetrafluoroetileno o el poliuretano. Sus diámetros oscilan entre 0.64-0.97 mm y la longitud hasta 2.5 m; se recomiendan entre 145 y 150cm. Las puntas son flexibles de 1-3cm y pueden ser variables en su forma (rectas,anguladas o en J). Existen algunos tipos especiales de guias cuyas principales ventajas son la rectificación del meato ureteral en relación al cuello vesical y la elevación del labio superior del meato (Bentson, Rosen).

2. Instrumental para extracción de cálculos:
a) Canastillas: Los componentes básicos de las canastillas son la manilla, el sistema de control de la camisa, el alambre y la canastilla propiamente dicha. Sus diseños varían en diámetro(1.9-7 F), longitud, sistemas de manipulación del cálculo y en su forma. Puntas filiformes proyectadas más allá de la canastilla están disponibles para el abordaje ureteral a ciegas, actualmente no muy recomendada. Las canastillas con tres o cuatro alambres o con diseño de alambre doble incrementan la resistencia de la misma y facilitan la apertura endoluminal; su patrón permite la rotación de la canastilla para retener el cálculo. las canastillas de Segura de diseño no helicoidal, que oscilan entre 2.4 y 4.5 F con canastilla de 16-20mm, pueden tener algunas modificaciones para uso simultáneo en lasertripsia, biopsia endoscópica y resección de tumores del tracto urinario superior.
b) Pinzas: pueden estar elaboradas de 2, 3 ó 4 alambres con calibres de 1.9-5 F. tienen la ventaja de liberar facilmente el cálculo si existe excesiva tracción aplicada contra las paredes ureterales previniendo la lesión ureteral.

3. Instrumental para litotripsia endoluminal:
a) Sondas: Pueden ser huecas, como es el caso de la litotripsia ultrasónica, que facilita la succión de fragmentos, o rígidas, que también tienen la posibilidad de adaptar un sistema de succión.
b) Sistemas de litotripsia: Existen varios sistemas de fragmentación que ofrecen diferentes resultados en cuanto a su eficacia: Ultrasónico, electrohidráulico (de elección en el tratamiento de los cálculos en cálices inferiores gracias a su flexibilidad y alto rendiemiento en la fragmentación), electromecánico, neumático y láser.

4. Ultrasonido endoluminal: Se utiliza en catéteres ureterales 3-6 F con transductores 12.5 y 20 mHz, con radio de visualización de 1.5- 2 cm y con la posibilidad de deteminar la profundidad de las lesiones que afectan la mucosa. El catéter puede colocarse bajo visión directa o fluoroscópica. Las principales indicaciones del ultrasonido endoluminal son: Cálculos submucosos, guía para la incisión de endopielotomía con identificación de los vasos periureterales, las neoplasias y su grado de invasión en la pared ureteral, determinación de la longitud y profundidad de las estrecheces ureterales.

5. Pinzas de biopsia y cuerpo extraño: Con calibres de 3-5 F para toma de muestras y extracción de cuerpos extraños.

6. Electrodos: Para la fulguración e incisión tisular.

7. Balón de dilatación mecánica y dilatación hidráulica: Existe discusión acerca de si es mandatorio o no practicar rutinariamente la dilatación ureteral; el concenso actual, es que en ureteroscopia diagnóstica, con instrumentos de bajo calibre, no se requiere. El uso de ureteroscopios de mayor calibre para procedimientos terapéuticos, sí amerita la dilatación ureteral ya que acorta el procedimiento endoscópico y disminuye la posibilidad de lesiones iatrogénicas.


La ureteroscopia y su evolución

La primera demostración endoscópica del tracto urinario superior fue realizada con un cistoscopio # 9.5F en un niño de 2 meses con una severa dilatación ureteral secundaria a valvas uretrales posteriores (HUGH HAMPTON YOUNG,1912), permaneciendo su desarrollo en un periodo de latencia por casi 50 años.
En 1954, VAN HEEL, HOPKINS y KAPANI determinaron, independientemente, que las imágenes y la luz pueden ser transmitidas a través de fibras de vidrio alineadas dentro de un endoscopio de diámetro menor y flexible. Inicialmente este diseño tiene poca aceptación por sus limitaciones terapéuticas; en 1960, MARSHALL visualizó un cálculo en la pelvis renal con un ureteroscopio flexible 9.5F, desarrollado por ACMI, a través de una ureterotomía en el curso de una cirugía abierta. Dos años después él mismo desarrolla un ureteroscopio transuretral para inspección de un cálculo ureteral.
TAKAGI y cols., en asociación con Olympus Corp. elaboran un ureteroscopio flexible 6F con longitud de 75 cm, endoscopio limitado en su potencial terapéutico ya que carece de canal de trabajo y sistema de irrigación; la visualización sólo se logra con diuresis osmótica con manitol. Los avances posteriores en el diseño de los ureteroscopios flexibles se encaminan a incrementar el diámetro (9.6-10.8F) para permitir la incorporación de un sistema de irrigación, un canal de trabajo y mecanismos que permitan una angulación activa de la punta del endoscopio.
En 1977, GOODMAN utilizó un cistoscopio pediátrico 11F para la inspección y tratamiento de lesiones ureterales distales en adultos: practica la fulguración de un tumor ureteral.
LYON y cols. (1979) en asocio con Richard Wolf Medical Instruments diseña el primer endoscopio rígido con fines específicos para ureteroscopia.
En 1980 PEREZ-CASTRO y MARTINEZ-PIÑEIRO con el asocio de Karl Storz Endoscopy introducen el primer ureteroscopio rígido con longitud suficiente para visualizar la pelvis renal; además se anexa un canal de trabajo 5F.
El desarrollo posterior de la ureteroscopia incluye la miniaturización del endoscopio (camisas hasta 9F), el incremento de la longitud, los canales de trabajo de mayor diámetro (5F) y el diseño de accesorios(< 3.5F) que optimicen la manipulación terapéutica. Simultaneamente se logran avances en las técnicas de litotripsia ultrasónica endoscópica, con la desventaja inicial de los diámetros de las sondas (8F) que no permitían su utilización bajo visión directa, ya que debía retirarse el lente para pasar la sonda ultrasónica y hacer el tratamiento a ciegas con la posibilidad de ocasionar un daño ureteral; se desarrollaron sondas de menor calibre (1.5-2 mm) que siendo rígidas debían introducirse a través de un endoscopio con visor angulado, como es el caso del RIGIFLEXÒ de Circon ACMI, con visor en "cuello de cisne"que se alinea en la adaptación a la camisa y puede angularse para el paso de sondas rígidas.
En 1989, HUFFMAN diseña un ureteroscopio rígido 8.5F, cuyo diámetro menor permite avanzar el endoscopio a través de un uréter no dilatado. En 1993 se desarrollan uretroscopios de menor diámetro (6.9F) con canales de trabajo 3.4 y 2.3F.
En la evolución de los ureteroscopios semirígidos se consideran las limitaciones y las ventajas de los ureteroscopios fllexibles y los rígidos; DRETLER y CHO, en asocio con Candela Laser Corp., desarrollan en 1989 el primer ureteroscopio semirígido de calibre menor, en donde la fibra óptica flexible usada para la transmisión de luz e imágenes permiten hasta dos pulgadas de flexión sobre el eje longitudinal de este endoscopio facilitando su manipulación. El primer reporte de este ureteroscopio describe su uso en 50 pacientes: ninguno requiere dilatación y en 10 pacientes no se logra avanzar el endoscopio más allá de los vasos iliacos.
Actualmente se encuentran disponibles una gran variedad de ureteroscopios semirígidos de calibre menor que tienen ventajas notorias sobre los rígidos: pueden ser pasados a través de un uréter sin dilatación e incluso a través de segmentos ureterales estenóticos, pueden seguir el curso endoluminal correcto en casos en los cuales una guía o dilatador ocasionan una falsa ruta y en la mayoría de los pacientes el uréter proximal puede alcanzarse con la facilidad de un ureteroscopio flexible.
Los ureteroscopios flexibles permanecen abandonados debido a su grosor y la configuración roma de la punta que hace necesaria la dilatación ureteral previa. Fue sólo hasta 1994 cuando GRASSO y BAGLEY, en asocio con Karl Storz Endoscopy diseñaron un ureteroscopio flexible 7.5F con deflección activa hasta de 170° y angulación pasiva en los últimos 5 cm.
El ureteroscopio flexible diseñado por Richard Wolf Corp.tiene un sistema óptico que elimina la imagen en panal de abeja que se observa en la mayoría de los ureteroscopios flexibles. La gran versatilidad de estos endoscopios está limitada por la susceptibilidad del instrumento a la ruptura.
Las tasas de éxito global para el tratamiento de los cálculos ureterales en cualquier localización es similar en ambos ureteroscopios (69-95 %); sin embargo, las complicaciones , especialmente la perforacion ureteral, es más frecuente con la ureteroscopia rígida (16% vs 4% con el ureteroscopio semirígido). En el caso de los ureteroscopios flexibles, GRASSO y BAGLEY informan su experiencia en 318 ureteroscopias diagnósticas y terapéuticas: sólo el 13% requieren dilatación ureteral y el abordaje del cáliz inferior se logra en 95% de los pacientes.
Con base en los resultados regulares de la litotripsia extracorpórea en el tratamiento de los cálculos en el cáliz inferior se ha propuesto por varios autores (CLAYMAN entre otros) la ureteroscopia con el uso de litotripsia electrohidráulica como tratamiento de primera línea para cálculos de volumen menor localizados en el polo inferior. Se prefiere la litotripsia electrohidráulica ya que el diámetro de sus sondas (1.9F) no limitan la deflección de los ureteroscopios, como sí lo hacen las fibras láser. Además deben considerarse los otros componentes que hacen del procedimiento un acto quirúrgico altamente eficaz: la fuente luminosa (halógena de 150 wt o xenón de 300 wts), los diámetros menores, la longitud suficiente para alcanzar el sistema pielocalicial, la deflección activa y pasiva del endoscopio y que la magnificación sea óptima.

Vídeos explicativos de ureteroscopia

El primer vídeo es en español y el segundo en inglés (que es una presentación del uso de la uretoscopia para la eliminación de cálculos).
Por cierto gracias al primer vídeo, ya dudo si es ureteroscopia o ureteroscopía...
En este primer vídeo muestra también un catéter doble J



¿Qué es la ureteroscopia?

Es una técnica que consiste en acceder al uréter con el ureteroscopio vía uretra -acceso retrogrado- (por decirlo de una manera entendible, es la "continuación" de la cistoscopia, que llega sólo hasta la vejiga) o vía perforación percutánea -acceso anterogrado-.
La principal indicación de la ureteroscopia ha sido el manejo de los cálculos urinarios; sin embargo, existen otras indicaciones no litiásicas en diagnóstico y tratamiento de patologías del tracto urinario superior (TUS) con esta técnica minimamente invasiva. La virtud principal de la ureteroscopia, la visualización directa del tracto urinario, es de gran valor en el diagnóstico de lesiones, incluso sólo con la inspección. Además del acceso al TUS y ante la duda diagnóstica, existe la posibilidad de tomar muestras para análisis citopatológico.

Vídeos colocación doble J después de ureteroscopía

En estos casos es posterior a una destrucción de cálculos en el uréter a través de una ureteroscopia...



Tomografía sistema excretor

Espectaculares montajes en vídeo de tomografías urológicas reconstruidas en 3D .
Aparecen también imágenes de un paciente con doble J colocado en el primer vídeo.
Impresionante lo que hace la tecnología informática a partir de las imagenes de un TAC...



Consentimiento informado urografía

Igual que he publicado modelos de consentimientos del resto de pruebas de las que hablo en mi blog. Os dejo un ejemplo de consentimiento de urografía de la Generalitat Valenciana...

pulsar aquí para ampliar

Más sobre el embarazo

Es bastante habitual el que el sistema urinario femnino sufra modificaciones durante el embarazo. Concretamente se producen estenosis (estrechamientos) pielouretales, que ya hemos explicado en otro post lo que es. En este artículo del Hospital Clínico San Carlos de Madrid queda patente

pulsar aquí para ampliar

Mala noche

Hoy no he pasado buena noche. Me he levantado varias veces a orinar con las molestias habituales. Además tengo el escozor continuo que parece de una infección, pero que teóricamente es del catéter...

Hidronefrosis sintomática en la gestante

Este es un artículo sobre un estudio hecho en el Hospital General de Valencia sobre mujeres embarazadas con hidronefrosis. Aunas cuantas de ellas se les colocó un doble J y a las menos se les prácticó una nefrostomía...

pulsar aquí para ampliar